Las hembras de los peces (¿y humanos?) pierden el interés en un macho que haya perdido una pelea


Si un pez hembra ve a su amado perder una batalla, ella perderá el interés en él.
Posiblemente creas que el amor que tienes por tu pareja es la emoción más noble de un corazón puro, pero de acuerdo con los biólogos de Stanford, algunas partes primitivas de tu cerebro están tomando decisiones subconscientes en tu relación.
En experimentos con los peces cíclidos africanos, los científicos descubrieron que cuando una hembra muestra preferencia por un macho en particular y lo ve perdiendo en una pelea contra otro macho, sus sentimientos hacia él cambia.
Las áreas del cerebro de la hembra asociada con la ansiedad mostraron un incremento de actividad luego de ser testigo de la disputa.
«Es como si una mujer estuviese saliendo con boxeador y ve a su potencial pareja ser vencido de la peor forma,» dice Julie Desjardins, una investigadora con posgrado en biología. «No es que ella se dirá a sí misma, ‘Oh, he perdido el interés en este chico y ya no me gusta porque es un perdedor,’ pero de alguna manera, sus sentimientos cambiarán.
«Nuestra intuición es la que responde a las situaciones similares en los humanos, esto se debe a que las áreas del cerebro que se involucran, están presente en todos los vertebrados y mantienen funciones comparables,» dijo Russ Fernald, profesor de biología.
Desjardins dijo que con las personas, el cambio subconsciente de sentimientos podría suceder en respuesta a cualquier otra situación competitiva donde el hombre falle, sea que si pierde un juego o pierda una promoción de empleo, no solamente tiene que ser una pelea. Ella dijo que los hombres pueden también sentirse diferente luego de ver una «mujer de interés» fallar en algo competitivo.
No todo está perdido para el perdedor, por lo menos no para el humano.
Podemos tener una reacción más sensible, dijo Desjardins, porque somos mucho más cognitivos que un pez y nos puede a dar ese empujón a cambiar nuestras dudas. Y no todas las parejas son iguales, mucho menos las que tienen mucho tiempo juntos