La tinta de impresora es más cara que la sangre humana.


La tinta de impresora es más cara que la sangre humana.
Mientras que comprar una impresora es relativamente barato a lo que podrías esperar, las compañías de impresión hacen la mayoría de su dinero ¡es de la tinta! Durante la vida útil de una impresora, probablemente gastarás más del 500% del coste de la impresora en recargas de los cartuchos.
Un cartucho de tinta original de 42ml cuesta al rededor de $30 dólares, solamente la tinta negra, mientras que la Cruz Roja cobra $200 dólares por 500ml de sangre humana. Es decir que pagamos 40 céntimos por un mililitro de sangre y 71 céntimos por mililitro de tinta. casi el doble.