La pasta fue inventada en China, no en Italia.


La pasta fue inventada en China, no en Italia. Aunque fue introducida en Italia en el siglo IX por árabes.

A nivel mundial, la pasta se ha convertido en sinónimo de la cocina italiana. Los migrantes italianos de por sí llevaron la pasta a donde quiera que iban. Es cierto que las variedades y recetas de pastas vienen todas de Italia, asombrosamente, el origen real de la pasta viene de otro lugar.

Entonces ¿cómo llego la pasta a Italia? Una de las teorías más populares fue publicada en el ‘Macaroni Journal,’ que dice que la pasta fue llevada desde China a Italia por Marco Polo en la época de la Dinastía Yuan (1271 – 1368) y los chinos estuvieron comiendo fideos desde el año 3.000 A.C. en la provincia de Qinghai. Incluso hay evidencia de fideos de 4.000 años hecho de colas de zorro y mijo sorgo.

Desafortunadamente, hay problemas con esta teoría, además del hecho de que los fideos no son técnicamente considerados pasta. Polo además describía que los fideos chinos eran parecidos a la «lasaña» lo que implicaba que ya él estaba familiarizado con comida parecida a la pasta antes de ir a China. Además, en 1279 hubo un soldado genovés que llevaba anotado en su inventario la pasta seca. Y Polo no volvió de China sino hasta 1295. 

Por otro lado, la pasta moderna que conocemos fue por primera vez descrita en 1154 por un geógrafo árabe llamado Idrisi y era una comida común en Silicia. Por lo que Marco Polo no pudo haber traído la pasta de China. Ya la pasta existía en Italia en esa época.

Entonces ¿cómo llego ahí? La mayorías de los historiadores de comida coinciden en que fueron los árabes, especialmente los de Libia, fueron los encargados de llevar la pasta a Italia, junto con la espinaca, berenjena y la caña de azúcar de la cuenca Mediterránea. En el Talmud, escrito en arameo en el siglo V, hubo una referencia de una pasta cocinada en agua hirviendo. Se cree que la pasta fue introducida por primera vez en Italia durante la conquista árabe de Silicia en el siglo IX, que tuvo una influencia bastante grande en la cocina de la región.

Además, se sabe que en el siglo XII, los italianos aprendieron los métodos árabes de secar la pasta para almacenarla mientras viajaban. Y para respaldar esta teoría está el hecho que se puede conseguir muchos récipes de pasta siliciana con instrucciones gastronómicas en idioma árabe.