El calor: energía que se transfiere de un cuerpo a otro.

El calor es la cantidad de energía que se transfiere de un cuerpo a otro como consecuencia de una diferencia de temperatura entre ambos. Esta energía se denomina energía térmica. El carácter energético del calor permite que una parte de él pueda ser transformado en trabajo.


Para los filósofos de la antigua Grecia existía en cuatro sustancias fundamentales:

1. Tierra.

2. Aire.

3. Agua.

4. Fuego.


Según esta concepción, el calor era también una sustancia particular, una especie de fluido sin peso. Suponía que un cuerpo estaba más o menos caliente según la cantidad de fluido calórico que contenía. Se interpretaba el enfriamiento y el calentamiento de los cuerpos en contacto. Uno más frío que el otro, como el trasvase de uno a otro de una porción de dicho fluido.

Esta teoría de los cuatro elementos surgió en vigor hasta el siglo XVII. En qué científico inglés Robert boyle fórmula el concepto del elemento químico. Una categoría en la cual no se encontraban ni el agua, el aire, la tierra, el fuego, ni el calor.

Antes de que se descubriera la verdadera naturaleza del calor. Los químicos explicaban el fenómeno de la combustión a partir de la existencia del principio calórico al que se dio nombre de flogisto. Durante la combustión el flogisto, se separa de la sustancia que se quema dando como resultado el fuego.

Sin embargo esta hipótesis fue abandonada por el químico francés Antoine-Laurent de Lavoisier. Quién demostró que la combustión es en realidad una reacción química entre el oxígeno del aire y la sustancia que se quema. Pese de importantes descubrimientos Lavoisier no consiguió aclarar por completo la hipótesis.


El razonamiento.

La clave para la interpretación definitiva del calor la dieron los experimentos del físico anglo-estadounidense Benjamin Thompson. Al observar y estudiar el calentamiento que los cuerpos metálicos experimentan debido al rozamiento. Llegó a la conclusión de que el calor por rozamiento no podía proceder de una hipótesis reserva de fluido calórico presente en los cuerpos.

Por ejemplo, se frota el hierro, se produce una cantidad de calor por rozamiento que puede aumentar indefinidamente. Basta con que se siga flotando un tiempo suficientemente largo.


Capacidad calorifica y calor específico.

Cuando se utiliza cierta cantidad de calor para calentar un cuerpo, la temperatura de este aumenta. La experiencia demuestra que, la cantidad de calor necesaria para elevar un cierto número de grados la temperatura de un determinado cuerpo es siempre la misma.

En particular no varía la cantidad de calor necesaria para elevar en un solo grado la temperatura del cuerpo. Esta cantidad de calor recibe el nombre de capacidad calorífica del cuerpo considerado.

La capacidad calorífica es la magnitud que permite determinar con qué facilidad o dificultad se calienta cierto cuerpo. Si se suministra la misma cantidad de calor a dos cuerpos de distinta capacidad calorífica. Aumenta más la temperatura de aquel que tenga la menor capacidad calorífica.

Esta diversidad de efectos térmicos es debida al distinto valor de una magnitud, característica de toda sustancia llamada calor específico. Que se define como la cantidad de calor que hay que suministrar a la masa de un gramo de cierta sustancia para elevar su temperatura en un grado.


Cantidad de calor.

No es posible determinar la cantidad de energía térmica o calorífica de un cuerpo, pero si la que éste se debe cuando entra en contacto con otro cuerpo diferente temperatura. Esta cantidad de energía transferida como consecuencia de la diferencia de temperatura es lo que se entiende como cantidad de calor.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *