Alrededor del 6% de la población mundial es adicta al sexo.


De acuerdo con  la Organización Mundial de la Salud, alrededor del 6% de la población mundial es adicta al sexo.

El número de hombres y mujeres que buscan tratamientos clínicos para luchar con la adicción al sexo crece cada día más. La Organización Mundial de la Salud afirmó que un 6% de la población mundial es «adicta al sexo». De ese 6%, 2% son mujeres, a las que se les denomina ninfómanas y a los hombres, se les dice «satirasis».

Sin embargo, debido a la falta de un diagnóstico clínico que sea más reconocido por los del campo, combinado con la escasez del financiamiento público y la vergüenza cultural de la población para chequearse con un médico, hace que sea más difícil la prevención para que más individuos puedan reconocer su problema y buscar ayuda.

Normalmente, la mayoría de los pacientes con adicción sexual (aproximadamente un 85%) han sido adultos hombres. Sin embargo hay una creciente población de mujeres que también andan buscando ayuda para este trastorno.