Conoce la verdadera historia de Blancanieves

Los hermanos Grimm de origen danés son los responsables de los cuentos infantiles que Disney fue suavizando en extremos para hacerlos más asequibles a los niños.

Uno de los relatos de estos hermanos fue el de “Blancanieves”. Aquella simpática princesa de piel pálida y cabello negro que vive con siete enanos en mitad de un bosque. Esto después de que su madrastra la mandara a matar con un cazados después de que el espejo le dijo que ella era la más bella.

Pero en realidad, en este relato la bruja malvada, quien en realidad es la madrastra convertida en tal, es obligada a llevar un par de zapatos de metal ardiente con los que debe bailar hasta morir como castigo a su crueldad.

¿En que se basaban los hermanos?

Muchas veces los hermanos Grimm se basan en acontecimientos reales para la confección de sus relatos. Según algunos historiadores, sus orígenes datan de la princesa alemana María Sofía Margarita Catalina Von Erthal quien sufrió los desprecios de su madrastra.

Conozcamos un poco sobre esto.

Philipp Christoph von Erthal, condestable de Kurmainz, tenía así una hija, María Sophia, que se quedó ciega parcialmente a causa de una viruela y que perdió a su madre en 1741. Sus desgracias personales y su carácter bondadoso hacía que la población adorara a la princesa. Tras dos años viudo, su padre se casó con Claudia Elisabeth Maria von Venningen, condesa imperial de Reichenstein.

La segunda esposa de Philipp Christoph dio preeminencia a los hijos de un anterior matrimonio y, según el mito, María Sophía fue objeto de distintos episodios de maltrato y desprecio. No parece, sin embargo, que hubiera argumentos para considerarla una mujer perversa en la vida real. Siendo el cariño que el pueblo tenía hacía María Sophia el que pudo desvirtuar su papel de madrastra.

Este rechazo y oscuro carácter daría vida a la madrastra mala del cuento y la película. La historia del espejo con el que la madrastra se comunica a diario en el cuento para preguntarle quién es la mujer más hermosa del reino, data de un espejo parlante colocado en el castillo.

En la región existía una mina en la que laboraban niños con los que la princesa entró en contacto. Los niños trabajaban en condiciones de alto peligro y llevaban gorros de colores para proteger su cabeza de los golpes. Estos niños serían lo que los hermanos Grimm retomaron para transformarlos en enanos mineros en su relato.

La salud de María Sofía era en extremo frágil, algo acentuado por su ceguera. Esto se reflejaba en el carácter frágil y la constitución enfermiza de Blancanieves.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *