¿Por qué hay personas que duermen con los ojos abiertos?

¿Por qué duermen así?

Es probable que alguna vez hayas visto, como hay personas que pueden dormir con los ojos abiertos. A pesar de no ser frecuente, no ocurre en casos tan aislados para no vivir dicha experiencia.

Técnicamente se le llama “Lagoftalmos nocturno”, para los adultos puede ser más problemático. Si los ojos no se cierran apropiadamente, las lágrimas no pueden cubrir toda la córnea para mantenerla húmeda y así prevenir daños.

La razón por la de que los ojos permanezcan abierto, puede ser un problema con los nervios faciales. Los cuales se encargan de cerrar los ojos. Algunas de las enfermedades de la piel e infecciones pueden causar lagoftalmos. Sin embargo, puede ser resultado de una cirugía plástica mal hecha. Por ejemplo, cuando las personas mayores se operan los párpados superiores para quitar parte del exceso de piel.

Categoría del problema.

La situación puede agravarse, al quedar abierta una zona entre el párpado superior e inferior. La superficie visual queda expuesta, generando inconvenientes de sequedad. Por lo que, esto puede incidir directamente en la integridad del ojo y la calidad de la vista.

En la comunidad médica, este problema es más como síntoma que como una enfermedad. Debido a que generalmente tiene una causa subyacente como pueden ser las infecciones, parálisis faciales y enfermedades de la piel. Así mismo, puede ser provocado por enfermedades de la tiroides o pérdida de la tonicidad de los músculos faciales. 

¿Cómo afecta a la salud del ojo?

En condiciones normales, cuando el párpado se cierra cubre la superficie de los ojos con una fina película de lágrimas que lo protege del polvo. Pero, a la vez lo humedece y los mantiene sanos. Cuando no se cierran los párpados, particularmente durante tantas horas de sueño, la persona se expone a sufrir sequedad ocular. Además, se expone a lesiones que pueden provocar agentes patógenos o cuerpos extraños que caigan en el. Un padecimiento de este tipo, puede llevar a la persona a la pérdida permanente de la visión.

¿Cómo se trata?.

Existen diversos métodos para tratar esta problemática. Algunos pueden ser soluciones parciales y otros son más drásticos e intentan solucionar el problema totalmente.

Entre las primeras está la aplicación frecuente de lágrimas artificiales con el objetivo de mantener la córnea humedad. Aunque en el caso de las largas horas de sueño es preferible emplear una pomada que extienda más su tiempo de acción. Así mismo, se han empleado lentes especiales que impiden que la película lagrimal se evapore durante el sueño.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *