¿Es bueno caminar descalzo?

En los pies se encuentran muchas terminaciones nerviosas. Por lo que andar descalzos estimula nuestros puntos de energía. Si lo hacemos sobre superficies naturales, como la hierba o la arena, mejoraremos la circulación.

¿Llevar o no zapatos?

Caminar descalzo es un ejercicio tonificante para el cuerpo. Esto se debe, a que nuestros pies tienen una gran cantidad de terminaciones nerviosas, haciendo así que sean muchos los órganos que se beneficien. Al quitarnos los zapatos y tomar contacto con otras superficies, se estimulan muchos puntos de energía.

Así mismo, apoyan mejor y reparten mejor la fuerza y el equilibrio. Según demostró una investigación belga, los científicos recomiendan fabricar zapatos y calzados en general de más calidad. Que estos no sean obstáculos para la fisiología de un diseño anatómico. Sí en lugar de caminar corremos, hacerlo sin zapatos no es mala idea. Las personas que practican running a pie limpio tienen una pisada totalmente diferente. Esto se debe a que, al apoyarse con la parte media frontal, no sufren de colisión de impacto. Por otro lado, los corredores descalzos estiran más sus dedos al tocar el sueño, lo que reduce el volumen de masa corporal.

algunos beneficios de estar descalzo.

1. Permite corregir los desequilibrio en los movimientos y fortalece músculos y huesos de los pies. Además, logra una mayor integración del organismo.

2. Da fuerza en los músculos de las caderas y las piernas. Mejora el equilibrio y la forma de caminar.

3. Ejerce una menor torsión articular al correr. Por lo que ayuda a los deportistas en sus performances. además, las fuerzas de rotación de las tres articulaciones incluidas en el mecanismo de correr son menores. También, aumenta la fuerza de rotación interna en esta zona, mejorando el comportamiento tibio-femoral.

Desde el punto de vista dermatológico. caminar sin calzado unas horas al día sobre un suelo limpio, ayuda a que la piel transpire mejor. Así como también, permite que descanse un rato de la opresión de las hormas de los zapatos. Si se camina sobre la arena fina de la playa, contribuimos a relajar los músculos y a exfoliar la epidermis.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *