Dejar de fumar: Síntomas y beneficios.

Los fumadores que dejan de fumar, a cualquier edad, tienen menos riesgos de morir por enfermedades asociadas al tabaco. Además, mejoran mucho su salud.

Dejar de fumar a los 30 años.

Los fumadores que dejan el tabaco alrededor de los 30 años de edad reducen su probabilidad de morir prematuramente por enfermedades relacionadas con fumar.

Dejar de fumar a los 50 años.

Reducen el riesgo de muerte prematura en más del 50% en comparación con quienes siguen fumando.

Dejar de fumar a los 60 años.

Viven más tiempo que los que aún siguen fumando.

Hay muchas razones para dejar de consumir tabaco. El consumo prolongado del tabaco puede aumentar el riesgo de muchos problemas para la salud serios.

Beneficios de dejar el tabaco.

1. Su aliento, ropa y cabello olerán mejor.

2. Su sentido del olfato retornará y los alimentos sabrán mejor.

3. Sus dedos y uñas perderán el color amarillo.

4. Sus dientes manchados, lentamente volveran a ser blancos.

5. Sus hijos estaran más saludables y serán menos propensos a empezar a fumar.

6. Se le peude facilitar más conseguir un empleo.

Otros de los beneficios.

1. Menos probabilidad de coágulos de sangre en las piernas.

2. Menor riesgo de disfunción eréctil.

3. MEnos problemas durante el embarazo.

4. Riesgos más bajos de esterilidad debido a daño en los espermatozoides.

5. Dientes, encías y piel más sanos.

¿Síntomas de abstinencia?

La mayoría de los fumadores están muy conscientes de cómo se sienten cuando dejan de fumar. Pero pueden no saber el motivo. La nicotina es la principal sustancia adictiva de los cigarrillos y otras formas de tabaco. Aproximadamente el 80% y 90% de los fumadores habituales son adictos a la nicotina. Esta es una droga que afecta a muchas partes de su cuerpo, como el cerebro. Con el tiempo, el cuerpo y el cerebro se acostumbran a la nicotina. Haciendo que el proceso de desadaptación sea difícil.

¿Cuales son los síntomas?

Son distintos en cada persona que deja de fumar. Pero los más comunes son:

1. Sensación de desánimo o tristeza.

2. Dificultad para dormir.

3. Irritabilidad, mal humor, ánimo irascible.

4. Dificultad para pensar con claridad y concentrarse.

5. Sensación de inquietud y nerviosismo.

6. Frecuencia cardíaca más lenta.

7. Aumento del apetito o de peso.

Aunque los síntomas de abstinencia pueden ser molestos y en el caso de algunas personas pueden ser muy intensos, no hay riesgos para la salud. De hecho, dejar de fumar es lo mejor que puede hacer por su salud.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *